COMO Y DONDE PODEIS COMPRAR MIS LIBROS

domingo, 31 de enero de 2016

TITANIC


Ni tan siquiera la ígnea lava de mi deseo,
la tórrida lluvia de mis lagrimas
o el magma irisado de mi desesperación,
lograron fundir el iceberg acerado de tu pecho
Y mi proa envistió tu corazón
con las maquinas hirviendo soledades.
mi costado se abrió contra tus hielos
Inundándome el alma de agua helada,
mas ni los afilados tempanos del desprecio
pudieron apagar la luz de mis calderas.

Y mi nave se hundió en las profundidades del tiempo,
palpitando pasiones, retumbando recuerdos,
mi casco se partió y descendió a los helados infiernos
pero ni la aguas eternas del océano glacial
consiguieron extinguir ese fuego
que un carnaval descarnado y desalmado
prendiste en los troncos de mi alma.

Ni los siglos, ni el frío ni el olvido
detendrán los motores de mi vida,
mi corazón seguirá bombeando eternamente
ese amor que una tarde de verano
encendiste en mi cuerpo con tu cuerpo
en mi alma con tus ojos, en mi aliento con tus besos
y mi casco yacerá bajo tus hielos
mas allá de los tiempos y del tiempo.

Jose Luis Posa

viernes, 29 de enero de 2016

DESERTOR



Se me apagan los ojos
la esperanza se bate en retirada
La luces agonizan,
el estómago sacude las migajas
de la ultima acampada.

Resuena la corneta
en el patio de armas de mi vida,
el toque de retreta
precede a la balada del silencio
aullando en las literas.

Mañana.. no hay mañana
es el compás de un hoy sin alborada
una eterna tercera imaginaria,
Una diana perpetua y aulladora
Que nos flagela el alma.

Pero esta madrugada
Desertaré sin manta y sin soldada
y tiraré hacia el monte
como cabra liberta de pesebre
de patria y de bandera.

Y pastaré la hierba
que brota en los confines de la vida
sin toques de corneta,
Sin el látigo cruel de los sargentos
hoyando mis espaldas
bañándome en las aguas cristalinas

de tus lunas de plata.

lunes, 18 de enero de 2016

FUNDIDO EN NEGRO

La vida se arrastra como gotas de lluvia tras sucios ventanales
dejando huellas en la piel del alma, 
tatuajes a sangre y fuego que en vano intentamos limpiar
con la gamuza del olvido.

Vemos las lágrimas del tiempo recorrer senderos imprevistos,
se deslizan como niñas cantarinas y de repente,
 se detienen y se convierten en granulos de sal 
mirando hacia el pasado. 

A veces, a este lado de los vidrios, 
nos acogen las cálidas llamas de un hogar, 
otras, el vendaval destroza las ventanas
 y sus cristales nos desgarran el alma,
 los miedos aúllan como lobos hambrientos
 y la gélida noche nos atrapa entre sus zarpas heladas.

 Los carámbanos gotean soledades cual relojes de arena
 y un fundido en negro nos absorbe, 
es el gélido abrazo de Morfeo 
que nos abduce a una nueva pesadilla

domingo, 3 de enero de 2016

LO MÁS DIFICIL



 Lo más difícil no es aplastar la sierpe,
es absorber el veneno de la herida,
escupir la ponzoña sin tragarla
escapar de una nueva acometida.

Lo más difícil no es desandar camino
si no avanzar sin temor a un nuevo ataque,
mantenerse al resguardo de las trampas,
perseguir sin desmayo el horizonte.

Lo mas difícil, no es salir huyendo
y dejar el pellejo entre las zarzas,
es abrirte camino a machetazos
despejando la senda hacia el mañana

No te quedes tirado en la cuneta
mendigando un regalo de la vida
ama, vive, pelea, canta, llora,
que no sabes que acecha en la otra esquina
que al final del desierto está la playa
que las hienas te siguen de puntillas.

Jose Luis Posa