COMO Y DONDE PODEIS COMPRAR MIS LIBROS

domingo, 22 de enero de 2017

ANILLOS DE ORO

 Otra noche enredado en tus anillos, 
en tu boca fieramente impía,
 esperando el veneno de tus labios 
que me embriaga y me deja  rendido y desarmado 
al embate de tus lenguas de fuego,  
de tus besos profundos, 
de tus maullidos hechiceros. 

Cada despertar es el comienzo de una esperanza,
 un desgranar segundos hasta volver a perderme
 en el divino abrazo de tu cuerpo lascivo,
 envolviéndome en sus amorosas sedas 
hasta ser engullido por tus labios sin fondo 
y arrojado a las tórridas arenas de un sueño
 profundo y deseado....
Estréchame hasta que mis huesos crujan 
y el deseo me funda en tus anillos.

MUÑECO ROTO

   A veces siento que me estoy desangrando,
es una hemorragia transparente, invisible,
vago por las calles y siento que la vida se escapa,
pero impera la calma.
Esa herida no sangra y las lagrimas no abrasan mis mejillas,
la mirada se encoje
como temerosa de de mirar sin ver el cielo
y el corazón se estanca o se acelera como
un mar caprichoso e irascible.

A veces siento que el pecho se desboca
incapaz de tanto sentimiento,
el aliento se congela y el tiempo se atora
en el péndulo de un suspiro.
Los pies me arrastran como autómatas
sin saber hacia a donde caminan.
pero hay que seguir
hasta que se agoten las pilas del recuerdo,
la llama de la esperanza,
la ceniza que un día fue árbol.

Entonces, como un muñeco roto,
me arrojaré a la basura de la vida hasta que me recojan
y me reciclen en un hombre nuevo,
en el hombre que pude haber sido,
en el hombre capaz de merecerte
capaz de enamorarte
capaz de perdonarme.

jueves, 19 de enero de 2017

¡DESEO!

Hiervo en deseo de estrecharte entre mis brazos,
de besar esos labios que me dan la vida,
de sentir tu aliento mezclarse con el mío
en una sola llama.

Deseo olerte, lamerte, acariciarte,
arrancarte alaridos de placer.
saborear tus racimos maduros,
paladear las trufas de tus senos,
ahogarme entre tus zumos.

Deseo sentir tus pechos aletear mi vientre,
sentir tu lengua bautizarme
y perdonarme todos los pecados,
sentir tu esponja empaparme el rostro
y lamer tu madreperla hasta agotarla.
penetrar tu cuerpo y acariciar tu alma,
sembrarte la semilla de mi amor
para que nuestras sangres naveguen enlazadas el rio de la vida.

Deseo sentir tu corazón uncirse al mío,
descansar mi cabeza entre tus pechos
mientras mis manos se sumergen en tu mágica fuente
y la hacen brotar a borbotones.
perderme en tu mirada,
escuchar tus maullidos de gata enfurecida,
esnifarte hasta el último poro,
derramarme en tus colinas
y sentir mi geiser deslizarse por tu cuerpo
como un rio de vida.

Quiero morir matando,
encerrarme contigo en la burbuja
y no regresar a este mundo que nos odia,
amarte hasta postrero aliento
y renacer desnudo
en tu crisol de hembra enamorada.

domingo, 15 de enero de 2017